Roquetes Turisme
Roquetes Turisme
Pedaleando con heroes del pasado
BTT
BTT

El Camino dels Bandejats y el Pas de Barenguer

Os voy a contar una historia de bandoleros. A muchos de vosotros os sonará el nombre de Panxampla. Joan Pujol Fontanet es muy famoso y conocido en Roquetes, els Reguers, Beceite, Alfara de Carles y en todas las montañas que presido.

Todavía recuerdo cuando Joan tenia aterrorizada la gente dels Ports, sobretodo a los masoveros que trabajavan en mis montañas. Realmente, Joan tenía buen corazón para los pobres, solamente era enemigo de los ricos y de los que le perseguían. Es por eso que también se le conocía como el Robin Hood de les Terres de l’Ebre.

Panxampla fue sentenciado de muerte por haber herido un guardia civil, en una de las numerosas redadas que se hicieron en els Ports. Pero no fue hasta que se le acuso del crimen en una caverna, que muy probablemente no cometió, que decidió esconderse entre mis montañas. Le di cobijo, y solo, consiguió vivir tres años entre mis laderas.

La ultima vez que lo vi fue el año 1882, cuando huía dirección a Francia para exiliarse como soldado carlista. Caminaba con paso firme por el camino de Bandejats y el Pas de Berenguer, también conocido como el camino de los exiliados – que por aquel entonces era muy transitado.

Joan llevaba poco equipaje, pantalones de pana, camisa blanca, chaleco de rallas, boina morada, un saco y una manta. También llevaba sus armas, un puñal y un trabuco.

En Francia no tuvo mucha suerte. Después de tener un hijo con Victorine, fue detenido por dos gendarmes y dos guardia civiles en Carcassona. Finalmente, fue fusilado por unos soldados al lado de la puerta de Sant Antoni a la ciudad de Tarragona, el 16 de junio de 1883.

SUBIDA A CASETES VELLES. LA CUEVA DEL VIDRE

Haremos un viaje en el tiempo, cuando después de las glaciaciones els Ports empezaron a acoger los primeros hombres, de esto hace ya 10.000 años.

No penséis que sois los primeros humanos que frecuentan por mis montañas. Durante el paleolítico, cuando la nieve y el hielo ocupaban casi siempre mis laderas, me visitaron los primeros hombres, los primero héroes, y la cueva del Vidre se convirtió en su mejor refugio.

No es nada extraño que esta cueva fuera el lugar escogido. La cueva, que tiene forma triangular, es de grandes dimensiones. Se encuentra a 1.120 metros sobre el nivel del mar y se adentra en la roca unos 43 metros.

Los primeros antepasados roqueteros solían ir a la cueva para trabajar el sílex o la piel de los animales; se resguardaban del frío y con un gran fuego se calentaban y tenían luz. Aquellos hombres eran cazadores que a medida que el clima se iba templando pasaban temporadas mas largas.

Las últimas excavaciones han permitido descubrir pequeños tesoros de estos hombres robustos y fuertes, los primeros que consiguieron resistir el clima de estas montañas como verdaderos héroes.

Powered by Wikiloc